Que es el poliamor

es posible amar a dos personas a la vez

Compartir en tus redes:

En realidad no es difícil de intuir lo que es, pero sin duda habrás oído hablar de ello; porque en los últimos años, se ha puesto muy de moda. El término es relativamente nuevo, y literalmente significa muchos amores.

Efectivamente, una persona que practica el poliamor, a las que se les llama poliamorosas o simplemente poli, puede tener una relación de amor con varias personas de manera simultánea y estable. Y éstas a su vez pueden tener relaciones con otras personas. Donde todos los implicados son conocedores de la situación, y por supuesto han dado su consentimiento.

Esta última parte de “han dado su consentimiento” es absolutamente necesario que se dé en el poliamor. Si no es así, estaríamos hablando de otra cosa y no de poliamor. 

Al contrario de lo que se podría pensar, no son relaciones basadas únicamente en el sexo, sino que son relaciones afectivas, emocionales y sexuales duraderas en el tiempo. 

Poliamor no es poligamia

Explicado de esta forma, podría confundirse el poliamor con la poligamia; pero no es exactamente lo mismo. En el poliamor la finalidad no es el matrimonio; como sí lo es en el caso de la poligamia.

Las personas con las que se mantienen relaciones en el poliamor, no tienen por qué ser todas del mismo género. Tampoco es lo mismo que el intercambio de parejas; porque en el poliamor se establecen relaciones estables, cosa que no ocurre en el intercambio de parejas.

Las personas que practican y defienden el poliamor, consideran que tener una relación de amor con una única persona es una opción muy respetable: pero entienden que encontrar a una persona que cubra todas tus necesidades de cariño, amor y sexo, no es tan fácil.

Con lo cual, tener varias relaciones afectivas cubre perfectamente todas esas necesidades. Defienden que no tiene por qué haber una única persona que te parezca perfecta; puedes conocer a varias personas perfectas para ti, y amarlas a todas.

En esta relativamente nueva filosofía del amor, no hay un modelo estable de las relaciones. Es decir, no existe una estructura en cuanto al número de personas con las que cada uno se relaciona; ni en cuanto al género de las mismas. Lo que sí establecen es que exista acuerdo, honestidad y aceptación por todas las partes que estén implicadas.

Como te decía, son relaciones estables basadas en la sinceridad, la honestidad y en la creación de proyectos comunes, igual que se hace en una relación tradicional. 

Por supuesto, practicar el poliamor puede tener una serie de ventajas. Pero también una serie de inconvenientes, aunque esto ocurre en casi todo lo que podamos hacer.

Ventajas e inconvenientes del poliamor

Es sabido que en una relación estable y tradicional de muchos años, puede llegar un momento (y de hecho ocurre con frecuencia) en que se acabe la pasión, la ilusión, la “chispa”.

Casi sin darnos cuenta, se instala la costumbre, la rutina, y a veces hasta el aburrimiento. En muchas ocasiones, esto lleva a los miembros de la pareja, a buscar nuevas experiencias y por tanto a la infidelidad.

Sin duda, en una relación de poliamor, la infidelidad será más difícil que ocurra. En este caso se tiene la variedad en cariño, en amor y en sexo, y se podrá expresar con mayor libertad la atracción que se pueda sentir por diferentes personas. Cosa que está en la naturaleza humana. Esto, sin duda, podría ser una de las ventajas del poliamor.

Por otra parte, y puesto que todas las personas implicadas son conocedoras de la situación, el practicar sexo con diferentes personas no supone mentir, ni tener que ocultarlo, ni tampoco estar engañando a nadie, por lo que se evitan esos incómodos sentimientos de culpa.

Los celos en el poliamor

El mayor inconveniente que puede tener el poliamor, es la posible aparición de los celos. Existen muchos casos en los cuales una persona mantiene una relación con otra que es poliamorosa, y ha comenzado a sentir celos.

Entonces, la pregunta sería: si ya en una relación con una única persona, podemos llegar a sentir celos por pequeñas cosas ¿sería posible gestionar los celos en una relación de poliamor? ¿Cualquiera de nosotros sería capaz de mantener ese sentimiento a raya, y disfrutar plenamente de estas relaciones; o por el contrario, sólo unos pocos podrían hacerlo?

Y, cuando hablo de celos, no me refiero sólo al aspecto sexual. También me refiero a los celos en cuanto al tiempo que se dedica a una persona o a la otra. E incluso, a las atenciones que pueda recibir una persona o las demás. Podríamos evitar las comparaciones, que siempre son odiosas, como  por ejemplo ¿cuán especial soy yo para ti, y cuánto de especial son las otras personas”?

Para ser sincera, no tengo la respuesta a estas preguntas. Es posible que cualquiera de nosotros pudiera llevar bien este tipo de relaciones, o tal vez no. Tal vez para algunos, o para muchos,  sería necesario hacer un trabajo emocional previo para poder llevar este tipo de relaciones de una manera sana.

En definitiva, los defensores del poliamor dicen que el amor es libre, que se puede amar a más de una persona a la vez; que puedes encontrar a varias personas que sean perfectas para ti y amarlas a todas.

Los detractores opinan que si dices que amas a más de una persona a la vez, es que realmente no amas a ninguna. Y tú… ¿qué opinas?

Rosa Armas

Colegiada T-1670.

psicólogo 24 horas

¿Necesitas hablar con un psicólogo? Estamos disponibles las 24 horas de los 365 días del año

Compartir en tus redes:

Artículos recientes

Categorías

Suscribirse

Suscríbete con tu email y recibirás información sobre promociones especiales para suscriptores